Contacto

Calor extremo

Las carretillas elevadoras Kalmar son máquinas excelentes y funcionan sin descanso. Per Einemo, director de mantenimiento, Elkem

Nombre: Elkem                                               Ubicación: Bjølvefossen, Noruega


Empleados: 155                                         Flota Kalmar: 1 x Kalmar DCG160-12
                                                                                           2 x carretillas elevadoras Kalmar de 10 toneladas
                                                                                           4 x carretillas elevadoras Kalmar de 4 toneladas

Protección para metal líquido

El manejo de materiales con temperaturas de hasta 2.000 ºC requiere equipo especializado y una precisión extrema.

El reto

Elkem, Bjølvefossen está ubicada justo al lado
del fiordo de Hardanger, a 110 kilómetros de
Bergen, en Noruega.
Elkem se especializa en la producción de aleaciones madre de
ferrosilicio magnesio. Bjølvefossen se encuentra
entre los mayores productores mundiales de
ferrosilicio magnesio. El ferrosilicio magnesio
se utiliza en diversos procesos
siderúrgicos. El metal líquido se vuelca en
un tanque de 3 m3 y después se transporta a
diferentes partes de la fábrica en las que
se reparte en tanques más pequeños.

La solución

En Elkem se utiliza una
Kalmar DCG160-12 diseñada específicamente para transportar el tanque de
metal líquido. La máquina de tamaño medio está
equipada con un kit de protección térmica para
lidiar con el calor extremo procedente
del tanque. Todas las mangueras del mástil y el carro
cuentan con protección térmica y con un parabrisas adicional
para proteger la cabina de las salpicaduras del
tanque. La mezcla metálica alcanza una temperatura
cercana a los 2.000 ºC.

Los resultados

Per Einemo, director de mantenimiento
de Elkem, ha trabajado en Elkem durante más de 40 años
y tiene una amplia experiencia con las carretillas elevadoras
Kalmar:
«Adquirimos las primeras máquinas Kalmar
en la década de los años 80 y estamos muy
satisfechos con la calidad y la asistencia técnica de
Kalmar. Tenemos una máquina de 10 toneladas que
ha estado en funcionamiento durante más de 35.000 horas. Las carretillas elevadoras
Kalmar son máquinas excelentes,
funcionan sin descanso. Espero que la nueva
DCG160-12 al menos dure lo mismo», afirma Per.